Tag: publicidad

Cada vez más surgen pequeños negocios y empresas creadas por emprendedores con ganas de mejorar su calidad de vida o de, por fin, poder dedicarse a lo que disfruta haciendo.

Por eso, cada vez vemos en Internet a más amigos con una página web de su empresa, aunque la mayoría empiezan con una página profesional en las redes sociales. Parece fácil pero os estáis adentrando en los terrenos del marketing digital, y pueden ser muy pantanosos si no sabéis hacerlo bien.

Por eso, este post está dedicado para ti o para tus amigos con ganas de darlo todo para que salga vuestro proyecto adelante, pero no disponéis de mucho ‘cash’ para invertir al principio.

Si tienes una buena idea de negocio y estás en el momento de darte a conocer no lo dudes, tírate a la piscina de lleno, y ve a por tus posibles clientes a través de las infinitas posibilidades que te ofrece en el marketing digital.

Para ello, querido Sr. Palomo, tienes que tener en cuenta lo siguiente:

1. Dónde está tu cliente y cómo vas a llegar a él

Muy bien, tienes una idea maravillosa y se la vas a contar a todo el mundo en las redes sociales. PERO… ¿todo el mundo es tu público objetivo? ¿Y si concentras tus esfuerzos en llegar de forma más directa justo allí donde está tu posible cliente?

Así que primero analiza bien quién compraría tu producto, y búscalo en Internet. Es decir, qué hábitos de consumo tiene, por qué páginas navega, o qué otros perfiles profesionales sigue, qué tipo de contenidos le gusta. Una vez que sepas esto sabrás mucho mejor cómo llegar hasta él y cómo seducirle, y así poder alcanzar un mayor impacto en cada una de tus publicaciones.

2. Qué es lo que tiene tu marca de diferente y ser capaz de contarlo

A no ser que tengas una idea súper innovadora, te vas a encontrar en un sector del mercado con grandes niveles de competencia. Por lo que descubre qué es lo que ofreces tú que sea diferente al resto y por qué tienen que comprarte a ti en vez de a otros. ¡Y tienes que ir a por todas con ello!
Es decir, que toda tu comunicación digital esté centrada en transmitir a tu público eso que te hace único.

3. ‘Be professional my friend’

Una de las grandes diferencias con tu competencia podría ser el gestionar tu comunicación en Internet de forma profesional. Vamos, que si tu vecino no lo está haciendo bien, es el momento perfecto para empezar a captar tus clientes (y los suyos) a través de los medios sociales. Aquí quién no corre vuela amigo, y quedarse dormido en los laureles sólo significa una cosa: ¡hasta luegui tú y tu empresa!

Así que deja ya de posponerlo y ponte en serio con el marketing digital de tu marca, dedicando el tiempo suficiente para que tu imagen esté perfecta y tus contenidos sean interesantes y enamoren a tus seguidores.

Acuérdate, que si no tienes el tiempo, ni las ganas, ni los conocimientos, las chicas de MADE The Agency estarán encantadas de echarte una mano prima.

Me tenéis todos frita.

TODOS VOSOTROS que usáis vuestros logos pixelados, los que no respetáis los márgenes, los que ponéis textos que no se leen, los que seguís usando comic sans…

Los que usáis doscientas tipografías en un mismo diseño, los que no respetáis las propias de vuestra marca, los que pensáis que cuantas más cosas se escriban se entenderá mejor un texto.

Los que imprimís vuestros folletos en folios o con faltas de ortografía. ¿Y qué decir de los que  ponéis vuestro logo cortado en la foto de perfil de las redes sociales, o el logotipo con fondo blanco sobre imágenes a color?

Suelo respirar varias veces profundamente y cuento lentamente hasta diez. Intento ponerme en vuestro lugar, pero no lo consigo. Es superior a mí.

¿Es que no entendéis que todo esto que hacéis está contando directamente a vuestro posible cliente lo que sois? ¿No habéis escuchado nunca que la primera impresión es la que cuenta? ¿Qué una imagen vale más que mil palabras?

Pues todo esto sirve igual para vuestra marca y vuestra empresa o negocio: la imagen que mostréis de vosotros es la que verá y percibirá vuestro potencial cliente.

Por lo que si tenéis una imagen profesional, cuidada, de calidad… éste percibirá lo mismo de vosotros y vuestro negocio: un profesional o una empresa que cuida los detalles y que ofrece un servicio de calidad.

Sin embargo si la imagen que vuestro potencial cliente recibe de vosotros es mediocre, con faltas de ortografía, no se lee correctamente, ni se entiende… irremediablemente percibirá que el trabajo o servicio que ofrecéis será igual de malo.

Voy a intentar explicarme, con paciencia y tranquilidad para que mi mensaje llegue claro y directo a TODOS VOSOTROS.

O a ti especialmente, que te das por aludido. Sólo quiero que te quedes con estas dos frases:

  • MENOS ES MÁS

Tu logo, los mensajes y las imágenes que muestras…  cuanto más sencillos y claros sean, mucho mejor, ya que serán más fáciles de recordar. (Y también tendrás menos posibilidades de cagarla.)

  • SI LO HACES, HAZLO BIEN

Imágenes pixeladas no, gracias. Piensa en los pezqueñines y no lo hagas más.

Si el tamaño de la foto o el logo no es lo suficientemente grande no lo uses, si la imagen no se ve correctamente y el texto no se entiende no lo pongas, utiliza otra imagen u otro recurso. Confía en mí, el resultado será infinitamente mejor.

También es muy importante tener en cuenta los márgenes para que la imagen tenga un equilibrio. Esto es algo que se le escapa a mucha gente, pero hazme caso e intenta recordarlo, es muy muy muy importante.

Lo de las faltas definitivamente no tiene perdón. Puede que la ortografía no sea tu fuerte, pero Internet está lleno de información ante posibles dudas, y seguro que tienes algún amigo un poco más hábil en este terreno que pueda echar un vistazo a tu texto. ¡Llama a tu amigo antes de que deje de serlo cuando le digas que le ‘hechas’ de menos!

Espero que estos consejos básicos te ayuden y puedas aplicarlos en tu día a día. Aunque, si de verdad te importa tu negocio, lo mejor será que dejes tu imagen en Internet en manos de profesionales de la comunicación, el marketing digital y el diseño.

snapchat_blog_madetheagency

Señores, parece que ha llegado Snapchat para quedarse en el top 3 de las apps del momento.

Si aún no eres usuario de esta nueva red social estate muy atento porque tras este post vas a tener muy claro si es, o no, una aplicación para ti.

Cada vez más marcas y personajes públicos del mundo digital crean su cuenta de Snapchat y la comparten al mundo para captar nuevos usuarios. Eso llamó mi atención y tras descargármela un día y no saber por donde pillarla dije… Ya está bien, ¿¡qué mierda es esto de Snatchap y cómo se usa!?

Lo primero de todo es saber que ésta es la app estrella de los millenials, (según la Wikipedia: cohorte demográfica que sigue a la Generación X) vamos, la muchachada entre los quince y veintipocos años, aunque llega hasta los treintacinco según la definición oficial.

Como bien dice el nombre es un app para chatear, o hablar con los amigos o conocidos, pero se diferencia de la conocida Whatsapp en varias cosas: sólo puedes enviar fotos o vídeos y este contenido caduca. Es decir, no se queda almacenado en el móvil de la persona a la que se lo mandas sino que desaparece a los pocos segundos de su visualización, y estos segundos los decide quien envía el mensaje. Mola ¿verdad?

¿Y qué tiene de especial esta app que la hace tan apetecible para los adolescentes?

Uno, es una app diferente al resto, por lo cual ya genera una atracción especial, y un uso y público distinto. Nace una nueva forma de comunicarse.

Dos, la rapidez y naturalidad con la que se envían los contenidos la hacen única y mucho más cercana. No hace falta hacerse doscientas fotos hasta dar con un perfil o ángulo perfecto como pasaría en Instagram, sino que su uso es mucho más informal y directo. Total, el mensaje dura sólo uno segundos. ¡Es la diversión de lo efímero!

Tres, no están los padres. Que tu madre dé a Me Gusta a todas tus publicaciones ‘no es bien’, y tampoco que comente lo guap@ que estás en las fotos de tus amigos. Esa vergüencilla que a veces sentimos no existe en esta red social ya que no hay adultos observando… ¡viva la libertad!

Cuatro, sexting. ¿Ein? Sí, las imágenes y vídeos no se quedan guardados en ningún lado, por lo que… podemos hacer el guarrete, y enviar fotos o vídeos picantes que durarán sólo unos segundos antes de desaparecer para siempre.

Por todo esto y mucho más, Snapchat se ha convertido en un caramelito por el que se pelean los peces gordos de internet, entre ellos Mark Zuckerberg, al que le han rechazado una irresistible oferta de 3000 millones de dólares por la aplicación.

100 millones de usuarios activos, más de 6000 publicaciones de nuevos vídeos cada día y más de 5 billones de visualizaciones confirman el éxito de esta red social.

Ahora es tu turno, ¿te unes al mundo Snapchat? Mamá, tú no.

 

Llevo más de media hora pensando cómo enfocar el post de hoy. Exactamente 37 minutos en los que he entrado en Google para buscar información y sin darme cuenta he hecho un repaso de mi Facebook personal, he contentado varios whatsapps y mirado algunas notificaciones de twitter en el móvil.

En definitiva, llevo 37 minutos perdidos delante del ordenador mientras realizo mi tarea principal que es escribir este post sobre cómo invertir eficazmente el tiempo que dedicamos a hacer nuestro trabajo.

Y como no quiero aburrirte con consejos obvios que ya sabes, como no abrir el correo constantemente o mirar el móvil a cada minuto, voy a compartir contigo unas herramientas muy útiles (que puedes utilizar tanto para el ordenador como el móvil) para que tu día de trabajo sea súper productivo.

RESCUE TIME

Si eres de los que se pasa el día en la oficina y al terminar la jornada se pregunta ¿pero en qué se me ha ido el tiempo hoy que no he hecho nada?… ésta es tu aplicación.

Rescue Time responde preguntas como ¿cuánto tiempo he estado conectado? ¿cómo de productivo he sido hoy? ¿y comparado con otros días?

Puedes conectar Rescue Time con tu navegador o descargarte la APP para el móvil, y mide cuánto tiempo pasas en cada página web, en aplicaciones y otros programas, y hasta te calcula la productividad de tu día, semana o mes, en función a la forma en que inviertes tu tiempo.

Debe dar un poco de miedo darse cuenta de las horas que pasamos ‘trabajando’ que podríamos estar de cañas, porque total, el rendimiento es exactamente el mismo.

POMODORO TIMER

Hace poco me topé con esta conocida técnica de gestión eficaz del tiempo y ahora no hago más que verla en todos los lados. Así que debe ser la leche.

Para quienes sea la primera vez que escucháis hablar de ella, la técnica Pomodoro consiste, brevemente explicado, en trabajar en periodos de máxima y total concentración de 25 minutos (sin móvil, mails, ni interrupciones) con 5 minutos de descanso. Cada cuatro ‘pomodoros’, que es como se llaman a estos periodos, se descansa 15 minutos.

Y por supuesto existen infinitas herramientas para la gestión de estos 25 minutos, más allá del clásico reloj de cocina con forma de gallina o de tomate (de ahí el nombre de la técnica) o el cronómetro que venga predeterminado en tu móvil. Desde el ordenador puedes usar la web Tomato Timer o instalarte un complemento para tu navegador, con Chrome . Y para el móvil tienes tropecientas aplicaciones que puedes encontrar con sólo poner Pomodoro en el bucador.

RAINY MOOD

Y me he dejado lo mejor para el final. Una herramienta que hará que tus horas de concentración sean eficaces pero sobre todo placenteras.

No te cuento más, esta vez voy a dejar que seas tú quién descubra esta maravilla, tan sencilla como relajante. www.rainymood.com
Ya está, post terminado, ¡cómo me ha cundido este rato! ¿Será porque he usado algunas de las técnicas que os propongo? Venga, no seas perrete y ponte a trabajar. Y si utilizas alguna de estas herramientas cuéntame qué tal te ha ido y si te ha funcionado.

[:es]La moda, ese mundo que siempre va un paso por delante, inventándose sus propias normas y adelantándonos el futuro… ¿no?

Ese mundillo donde la primera impresión es un todo y el ver y ser visto es un MUST. Ahora piensa, ¿qué red social le va como anillo al dedo? Sí, estaba claro, INSTAGRAM.
Existen varias y poderosas razones para hacer de la moda y esta red social de fotografía el combo perfecto.

Lo primero y principal es la instantaneidad. La velocidad del mundo de la moda es cada vez mayor. Gracias a las tecnologías todo es tendencia en todo el mundo a la misma vez. Y esta velocidad es la misma que encontramos en Instagram. Desde que fuera creada en 2010 hasta la fecha cuenta con 300 millones de usuarios y generan diariamente 2.5 BILLONES de Me Gusta.

Con semejantes números es un filón para promocionarse y además de manera gratuita para las marcas. (Cierto es que desde hace un par de meses se pueden promocionar post).

Sirve como una vía más informal, rápida y directa de mantener una comunicación por parte de las casas de moda con sus seguidores. A través de la fotografía muchas de ellas comparten no sólo sus prendas sino sus inspiraciones diarias.

“Con Instagram consigues separarte de los atributos físicos del producto y te acercas más al marketing de ‘engagement’ [implicación], sitúas a tu marca donde quieres que esté y la vinculas a sensaciones e ideas de una forma muy potente”, explica el creador de la comunidad y el blog instagramers.com.

Debido al boom de la fotografía con los teléfonos móviles y la aparición del concepto “Street Style” esta red social es su plataforma idónea. Es tan sencillo como ir por la calle, sacar el teléfono, capturar ese look o inspiración y compartirlo. Ahora el mundo se ha plagado de “cool hunters” armados con sus teléfonos de última generación en busca del clic perfecto.

Permite dar una visión mucho más mundana de la moda. Antes nos llegaba el resultado final de las campañas o desfiles y todo era perfectamente maravilloso. Modelos con cutis de bebés, desfiles ultra sincronizados y ese halo de exclusividad que sólo podías admirar en revistas o webs de moda.

¡MEEEC! Gracias Instagram por enseñarnos el lado “oscuro”. Vídeos del backstage con todos en pánico y gritando, fotos de las propias modelos poniendo caras raras y con unas ojeras que ni el mismísimo Bettlejuice.

¡Ah! Y otra cosa que ha causado algún que otro despido… ¡los spoilers! La moda no iba a ser menos y en alguna que otra ocasión se ha mostrado y desvelado detalles de colecciones antes de estar terminadas, fichajes estrella antes de ser oficales, etc, a través de esta red.

En fin, que somos cotillas por naturaleza e Instagram el perfecto patio de vecinas.[:]

Todo buen geek (friki de las nuevas tecnologías y la informática) conoce al dedillo este mundo aún por descubrir para muchos, pero si te dedicas al marketing o trabajas en una agencia de publicidad, más vale que te pongas al día con todo este tipo de soluciones y facilidades móviles, porque, cada vez más, los clientes solicitan una aplicación que ayude a promocionar su producto o negocio.

Cuando era pequeña y tenía que pedir un deseo al soplar las velas, o incluso cuando rezaba por las noches, siempre pedía una cosa: un mando. Un mando como el de la tele, al que pudiera pedir deseos, daba igual el número de deseos que el mando me permitiera, siempre que fuera más de uno, porque el último de éstos siempre sería volver a recargar el mando con deseos nuevos.

Creo, que con toda la tecnología móvil de estos años y la que nos queda por conocer, se está haciendo realidad mi sueño de tener en un mando, o mejor dicho en un teléfono móvil, todo lo que puedas desear.

Si tienes uno de estos móviles de última generación, puede disponer de todo lo que imaginas con sólo pulsar tu pantalla:

Desde una forma de ver el cielo con otros ojos mediante una app que reconoce todas las estrellas, las constelaciones, los planetas, satélites… sólo tienes que coger tu móvil y ponerlo delante de la estrella que quieras saber su nombre. También puedes ver las estrellas desde dentro de tu casa, por ejemplo tumbado en tu sofá.

O para las mamás, hay una app que te dice el día a día de tu embarazo. Cómo va evolucionando tu bebé según el día y la semana de gestación en la que estés, y te explica las cosas o molestias estás sintiendo y el porqué de cada una de ellas: si está desarrollando sus órganos vitales, los huesos, o si el bebé está aprendiendo a eructar.

La que más me impresionó últimamente, fue la app que ‘espanta a los mosquitos. Al principio creí que era la típica broma, pero cuando me aseguraron y perjuraron que no era ningún chiste o vacile, sino que funciona mediante una frecuencia o sonido que los ahuyenta, me quedé alucinada y con ganas de investigar mucho más sobre este mundo lleno de posibilidades.

Así que ya seas consumidor habitual de esta tecnología, o propietario de un negocio con ganas de innovar y crecer, o si eres un creativo lleno de ideas y tiempo libre… dale al coco, abre tu mente y piensa cualquier deseo y pídeselo a tu mando (o teléfono móvil).

Además ya existen bastantes empresas especializadas en el desarrollo de apps móviles, que convierten tus ideas en deseos alcanzables y lo mejor de todo, abiertos al mundo entero, sin barreras ni limitaciones para soñar, crear, solucionar, inventar y evolucionar.

En estos días de recortes, revuelos y revueltas, es inevitable reflexionar sobre uno mismo y su situación actual ‘en el mercado’. Así, cada reflexión comienza con una descripción inicial de la situación:

– Con ilusión y esfuerzo decido emprender y crear mi propia empresa de publicidad en Ibiza, porque es lo que me gusta y lo que me mueve, porque es lo que he estudiado, en lo que he trabajado, para lo que me he estado preparando en mi vida profesional, y porque se me da muy bien. Además la isla es maravillosa y me ofrece todo lo que necesito.

Pero en seguida empiezan los ‘peros’ y el replanteamiento de la situación inicial:

– Escucho las noticias y a la gente hablar por todos lados de lo mal que estamos, y de lo mal que lo vamos a pasar, de los recortes de derechos y subvenciones, de las subidas del IVA y de los precios… y me vienen continuamente a la cabeza dos cosas: la primera es salir de aquí pitando sin mirar atrás, y la segunda son las palabras que el gran Einstein dijo sobre la creatividad en los tiempos difíciles.

“No pretendamos que las cosas cambien, si siempre hacemos lo mismo. La crisis es la mejor bendición que puede sucederle a personas y países, porque la crisis trae progresos. La creatividad nace de la angustia como el día nace de la noche oscura. Es en la crisis que nace la inventiva, los descubrimientos y las grandes estrategias. Quien supera la crisis se supera a sí mismo sin quedar superado. Quien atribuye a la crisis sus fracasos y penurias, violenta su propio talento y respeta más a los problemas que a las soluciones. La verdadera crisis, es la crisis de la incompetencia. El inconveniente de las personas y los países es la pereza para encontrar las salidas y soluciones. Sin crisis no hay desafíos, sin desafíos la vida es una rutina, una lenta agonía. Sin crisis no hay méritos. Es en la crisis donde aflora lo mejor de cada uno, porque sin crisis todo viento es caricia. Hablar de crisis es promoverla, y callar en la crisis es exaltar el conformismo. En vez de esto, trabajemos duro. Acabemos de una vez con la única crisis amenazadora, que es la tragedia de no querer luchar por superarla.”

Albert Einstein

Así, las palabras del genio influyen en las conclusiones de mi reflexión, y me devuelven al ánimo y la ilusión de la situación de partida:

– He de confiar en Einstein y en mí, tener fe y seguridad en mi proyecto, no dudar en sí saldrá bien o no, sino tomar decisiones y actuar de forma creativa, rápida y determinante. Hacer, crear, inventar y resolver los conflictos que nos surjan, ya que de los errores se aprende y de las victorias también se aprende.

– No voy a quejarme de la mala época que nos ha tocado vivir, sino verlo como la oportunidad de crecer y de reinventarme para encontrar el camino, no el más rápido, sino el más acertado y más bonito hacia el éxito, tanto personal como profesional. Así que sean bienvenidas las barreras, los recortes, los impedimentos y las desilusiones porque seguiré luchando, y me harán más fuerte y prepararán para un futuro, todavía más incierto que este delicado presente que nos está tocando vivir.

Quiero plantearte una duda del tipo “¿qué salió antes, el huevo o la gallina?” El otro día emergió en mi cabeza y llevo dándole vueltas desde entonces:

¿Qué es más influyente, la sociedad en la publicidad o la publicidad sobre la sociedad?

Mi reflexión surgió investigando anuncios antiguos, emitidos hace unos cincuenta años, y me encontré con una serie de gráficas que me impactaron por su alto contenido machista y racista, que actualmente sería imposible ver en ninguna revista o valla sin que provocaran una gran revolución. De hecho sería imposible verlos en alguna revista o valla, ya que ahora tenemos organismos que regulan todos estos contenidos y son un filtro para determinados mensajes e imágenes en los anuncios publicitarios.

Esto me llevó a pensar en la sociedad de entonces, en los roles tan diferenciados entre el hombre y la mujer, y también en lo mucho que hemos ido evolucionando. Pero sobretodo me vino una gran pregunta: ¿Será la publicidad de ahora un reflejo real de la sociedad actual?

Tal vez dentro de muchos años veamos los anuncios de 2012 y nos asombremos por lo anticuados que éramos, puede que nos riamos viendo anuncios de coches, o de móviles y por la ropa que llevábamos, pero… ¿nos impactará algo tanto como a nosotros nos sorprende el machismo y racismo de cincuenta años atrás?

Ojalá que en un futuro, viendo la publicidad de ahora, nos llevemos las manos a la cabeza asombrados por lo consumistas y clasistas que éramos (que somos), donde lo más importante era crecer profesionalmente y tener mucho dinero.

Está claro que la publicidad en cada momento es reflejo del comportamiento, hábitos e intereses de cada sociedad, pero ¿acaso no tiene la publicidad el poder de cambiar algunos de estos comportamientos, hábitos e intereses? Recibimos más de 3.000 impactos publicitarios a diario, si alguno de estos miles impactos nos hiciera reflexionar sobre nuestro estilo de vida, nuestras metas y capacidades podríamos cambiar bastantes cosas.

Así, tras este vómito de pensamientos desordenados, la conclusión a la que llego y a la que tú seguro has llegado, es que tenemos un arma de acción muy poderosa con la publicidad, y podemos dar un giro a lo que estamos viviendo y a donde nos estamos dirigiendo en esta sociedad de caos.

Las organizaciones que velan porque nuestra publicidad sea legítima y limpia, que no moleste, ni plagie, ni sea violenta, deben tomar otro tipo de medidas: evitemos los anuncios que inciten al consumo en masa, a pisar a los demás para estar el primero, que alaben el poder, el dinero y el egoísmo, y hagamos por que se financien y faciliten aquellos anuncios que inviten al trabajo en equipo, a esforzarse para alcanzar lo que se sueña, a contribuir a cuidar el planeta, a ayudar y entender a los demás independientemente del color, sexo o estilo de vida.

¡ Qué bonito me ha ‘quedao’!

¡Qué orgullosos nos sentimos los españoles de nuestros futbolistas, ya ganen, empaten, lo decidan todo en los penaltis o arrasen en las finales! Nombres como Iniesta, Xavi, Cesc o Iker son símbolo de victoria, esfuerzo, equipo, dedicación, juventud y éxito.

Así, este tándem de calificativos tan potentes les ha convertido no sólo en héroes nacionales sino en seres omnipresentes gracias a la publicidad. Están por todos lados, en cualquier soporte publicitario y anunciando cualquier marca, producto o servicio; hasta tal punto que no me extrañaría verles vendiendo papillas, tampones, puros, ropa de premamá, pegamento para la dentadura…

Ya vayas a abrir una cuenta al banco o a un chiringuito a por un helado, ahí está Iniesta mirándote con su cara de buena persona y diciéndote “No lo dudes, abre una cuenta que es éxito, juventud y victoria asegurada, y come helados hasta reventar porque dan energía y son buenos, como yo”
Y cómo decir que no a Iniesta, no puedes.

Es una efectiva estrategia de venta ya que cualquier cosa que nos vendan, patrocinen o anuncien nuestras supercalifragilísticas estrellas es aceptada por todos sin dudar, y así las grandes marcas como Cepsa, Iberdrola, BBVA, Nike, Adidas, Chevrolet… invierten cantidades inimaginables para el mantenimiento de su reputación y el prestigio de sus negocios.

Pero debemos tener precaución y profesionalidad, y no abusar de la seguridad de contar con las grandes estrellas y hacer anuncios mediocres. Así el Gobierno de España hizo una campaña de ahorro de energía (bastante cómica) usando a los futbolistas y al seleccionador como voz para usar el transporte público, y gastar menos calefacción y aire acondicionado. “Yo ahorro energía, ¿y tú? ¿estás en mi equipo?”. Un despropósito.

Sin embargo, se agradecen las campañas de las grandes marcas deportivas, con unas gráficas, vídeos y diseños impresionantes que ensalzan aún más los valores y cualidades de estos deportistas. Y una idea muy original fue la de la campaña para el BBVA que cambió los roles de Iker e Iniesta, y eran ellos los que pedían autógrafos y admiraban a personas anónimas que se encontraban por la calle. La reacción de éstas y el ‘teatrillo’ de los futbolistas nos sacan una sonrisa.

Pues lo dicho: Queridas marcas, si tenéis dinero para invertir en publicidad, la Selección Española y todo lo que le rodea es garantía de éxito, aunque con tanta saturación de información un toque de creatividad y diseño es necesario, ya que por muy aclamados que sean nuestros héroes nacionales un mal anuncio es un mal anuncio, salga el héroe que salga.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies